Que es la hipoacusia??

 

Educavi

Hipoacusia Educavi

La hipoacusia se define como la pérdida parcial o total de la capacidad de percibir o entender el sonido. Es importante hacer notar que no sólo se debe “escuchar” el
sonido sino también poder discriminarlo de manera que
tenga sentido.

Como se clasifica La hipoacusia?

La hipoacusia se puede clasificar según el mecanismo afectado por la patología que la produjo.

De esta manera, si lo que se encuentra alterado es el mecanismo de transmisión de la onda sonora (a nivel del conducto auditivo externo, membrana timpánica, cadena osicular o cavidad de oído medio), se denomina hipoacusia conductiva o de transmisión.

Por otra parte, si lo que está afectado es el mecanismo de transducción mecano-eléctrico a nivel coclear o la transmisión de los impulsos eléctricos por el nervio coclear, se denomina hipoacusia de percepción o neurosensorial.

Existe un tercer tipo de alteración en la percepción del sonido, que se da por alteración en niveles altos de la vía auditiva, en especial en la corteza cerebral. En este caso, el trastorno impide decodificar la información que le llega, y se denomina hipoacusia de origen central.

Cada uno de estos tipos de pérdida auditiva, tiene diferente repercusión y pronóstico.

A su vez, también se puede clasificar a la hipoacusia según el grado de pérdida auditiva. Esta clasificación se basa en evaluar el umbral de audición, medido en decibeles.

De esta manera, se establece que la audición normal es cuando el umbral auditivo se encuentra entre 0 y 20 db.

hipoacusia leve, con umbrales entre 21 y 40 db.

moderada, con umbrales de 41 a 60 db.

moderada-severa, con umbrales entre 61 y 80 db.

severa entre 81 y 100 db;

profunda, con umbrales mayores a 100 db.

¿Cuándo debo sospechar que un niño tiene hipoacusia?

Hay signos que pueden alertarnos desde recién nacidos. La falta de las respuestas esperadas según la etapa del desarrollo en que se encuentre ese niño debe hacernos sospechar una pérdida auditiva.

En el recién nacido, según el estímulo aplicado podemos observar reacciones de alerta, defensa o interés. Estas reacciones varían dependiendo de la intensidad del sonido y fundamentalmente de los milisegundos que tarde en llegar a la máxima intensidad. Se observarán movimientos del cuerpo asociados al reflejo de Moro, dilatación pupilar, gestos faciales, reflejo cócleo-palpebral, reacción de llanto, hi-
perextensión cefálica.

Las frecuencias bajas producen
respuestas de menor intensidad y tienen efecto tranquilizador, lo contrario ocurre con las frecuencias altas.
Entre los 4-7 meses la reacción al sonido es la búsqueda de la fuente sonora, emite laleos y persiste el reflejo óculopalpebral.

Del 7º al 9º mes, se localiza el sonido
(sonidos se intensidad moderada), y emite laleos.

Entre los 9 y los 13 meses localiza sonidos situados abajo y atrás, imita ruidos, emite diferentes tonos o sílabas como ma-ma-ma.

De los 13 a los 24 meses, el niño localiza el sonido originado en otro cuarto y responde a los sonidos con palabras. Las respuestas dependen de la edad cronológica y mental, experiencia previa y el ambiente en que se realiza la prueba.

En las etapas siguientes, la ausencia de desarrollo del lenguaje o en lo fonético o fonológico, o la pérdida de fonemas adquiridos debe hacernos sospechar una pérdida auditiva.
También debemos descartarlo cada vez que los padres expresen inquietud sobre la audición de su hijo/a.

La hipoacusia en un niño debe considerarse una situación de emergencia.

La disminución del umbral auditivo tiene un alto impacto sobre el aprendizaje, el comportamiento y el contexto afectivo, por lo que debe tratarse en forma inmediata al diagnóstico.

En ese sentido debe cuestionarse qué medidas debemos tomar para un
diagnóstico temprano que lleve a una pronta intervención sobre la hipoacusia, base fundamental para su eficacia.

Archivos de Pediatría del Uruguay 2008; 79 (4)

Anuncios

Berrinches

Imagen

La presencia de berrinches, rabietas, crisis de llanto, es habitual en niños pequeños desde el año y medio hasta los 3 a 4 años de vida.
Estos patrones de conducta se relacionan con la época de vida del niño, época en la cual se siente más independiente, con deseos de autonomía y marcado egocentrismo.  Se dice que a dicha edad están en plena etapa del desarrollo de ego (yo) y del negativismo (todo o casi todo es no).

El conocer esto es de capital importancia para realizar un buen manejo de los primeros episodios de berrinches para evitar crear un mal hábito y saber controlar los próximos si se produjeran nuevamente.

En la aparición de estos episodios, intervienen además de la personalidad del niño y los cambios que en él se generan, otros factores a los cuales se los debe trabajar con el objeto de modificarlos.
La actitud que asuman los padres en esos momentos es fundamental ya que dependerá en gran parte como el niño se comporte en el futuro.
No responder con agresión, ni perder los estribos ya que esto genera más inseguridad en el niño y por consiguiente persistencia del problema.

Además los niños imitan estas actitudes de violencia (tirar objetos, pegar a otros niños, etc.).

Imagen

 

¿Que hacer?

1) No perder el control de la situación, mantener la calma. 

2) Mantener una actitud de indiferencia, ya que el niño a pesar de los intentos de hablarle no escuchará nada ya que su llanto no se lo permite.

3) Mostar firmeza (no dureza ni rigidez), darle el tiempo y lugar para que se recupere.

Es necesario remarcar que estos episodios son patrones de conducta normal en los niños pequeños que ayudan a forjar la personalidad y su carácter. No hay dudas que si los padres son pacientes, sensatos, con buen tacto y sentido del humor, el manejo y la aparición de berrinches y rabietas serán un hecho aislado.  Los padres son los encargados de enseñar con el ejemplo además de las palabras.

 

PROBLEMAS DE APRENDIZAJE

Si su hijo tiene dificultades para aprender a leer, escribir o calcular, no significa que no sea inteligente. Esa dificultad se puede deber a un problema de aprendizaje.

Los problemas de aprendizaje son trastornos que afectan la capacidad de entender o usar el lenguaje hablado o escrito hacer operaciones matemáticas, coordinar los movimientos o dirigir la atención.

Si bien los problemas de aprendizaje se presentan en los niños muy pequeños, los trastornos no se suelen reconocer hasta cuando el niño alcanza la edad escolar. Estos desórdenes afectan el aprendizaje de individuos que tienen un nivel de inteligencia promedio o superior al promedio y afectan tanto a niños como a adultos y con frecuencia a niños más que a niñas.

Las investigaciones demuestran que en los Estados Unidos entre el 8 y el 10 por ciento de los niños menores de 18 años de edad tienen algún tipo de problema de aprendizaje.

Las personas con problemas de aprendizaje pueden tener problemas para:

  • Escuchar o prestar atención
  • Hablar
  • Leer o escribir
  • Resolver problemas matemáticos

La evaluación y las pruebas realizadas por un profesional capacitado pueden ayudar a identificar un problema de aprendizaje, el cual incluye ayuda para el niño en las áreas en las que necesita más apoyo.

 Los problemas de aprendizaje no desaparecen, pero las estrategias para lidiar con ellos pueden mejorar el problema.

.A los niños con problemas de aprendizaje les resulta difícil llegar a comprender porqué acaban frustrados, con pérdida de interés por las tareas escolares y, en conjunto, tratan rápidamente de evitar ejercicios difíciles. Los problemas de lectura y aprendizaje pueden también afectar el desarrollo de su propia imagen y causar trastornos emocionales (introversión, ansiedad, depresión o agresividad).

¿Cuáles son las señales para una detección temprana?

Los problemas de aprendizaje varían en gravedad y pueden afectar a una o varias de las siguientes áreas:

• Lenguaje: Dificultad en aprender el lenguaje oral (escuchar, hablar, entender); a leer (conocimiento de sonidos, reconocimiento de palabras, comprensión); el lenguaje escrito (deletrear, expresar ideas por escrito); y matemáticas (cálculo, solucionar problemas).

Motriz: Dificultad en la manipulación de objetos pequeños, sentido pobre del equilibrio y del espacio de cada individuo, y torpeza brincando, corriendo o escalando.

• Social: Dificultad en su forma de relacionarse socialmente, cambios de humor repentinos y extremos, lloros frecuentes.

Cognitiva: Dificultad en entender el concepto de causa y efecto y otros conceptos básicos como tamaño, forma y colores, deficiente habilidad para organizarse

  • Antecedentes familiares de problemas de aprendizaje y lenguaje.

Los Psicopedagogos junto con los  terapistas de lenguaje, son los que pueden trabajan con los niños que presenten este tipo de problemas.

aprendizaje.jpgEsperamos tus comentarios.

¿Qué es la agresividad en un niño?

¿QUÉ ES LA AGRESIVIDAD EN LOS NIÑOS?

Es un estado emocional que conlleva sentimientos de ira y odio, deseos de dañar a otra persona, animal u objeto. La agresión es cualquier forma de conducta que pretende herir física o psicológicamente a alguien. Esto se traduce en empujones, golpes, arañazos, pellizcos, patadas, insultos, burlas, amenazas, etcétera.                       AGRESIVO1

COMPONENTES DE LA AGRESIVIDAD

  •     Síntomas físicos frecuentes en una persona con conducta agresiva.
  •     Aumento de tono muscular, en especial en brazos, lo que lleva a cerrar puños.
  •     Sensación de calor provocada por dilatación de vasos sanguíneos, hace que se enrojezca la cara.
  •     Aumento de ritmo respiratorio, de la frecuencia cardiaca y tensión arterial.
  •     Postura erecta y hombros hacia atrás, movimientos y gestos amenazantes, posición de la cabeza elevada, mirada fija, voz alta, habla fluida y rápida movimiento del cuerpo tendiente a invadir el espacio del otro.
  •     El niño siente la necesidad de actuar física o verbalmente de forma intensa e inmediata para solucionar la situación que le resulta problemática.

¿CÓMO ENCAUZAR LA AGRESIVIDAD?

Debemos saber diferenciar el momento en  que cada uno canalizamos esta emoción. Para aprender a encauzarla necesitamos identificar sus componentes y detectar qué puede favorecerlo.

AGRESIVO2

 ¿QUÉ PIENSAN Y SIENTEN ESTOS NIÑOS?

    Piensan que comportarse de esta forma los hace menos vulnerables.

Solo les importa lo que quieren y necesitan.

Si no obtienen lo que quieren, se frustran más que otros niños.

Reacciona de acuerdo con lo que piensa mediante el insulto y pasa en poco tiempo a la agresión física, sin que medie ningún factor que frene el impulso de solucionar la situación a través de la hostilidad: no sabe cómo solucionar este sentimiento tan frustrante.

AGRESIVO3

 ¡SI TÚ IDENTIFICAS ESTA PROBLEMÁTICA

EN TÚ HIJO, SI HAY SOLUCIÓN!

Se debe trabajar la tolerancia a la frustración y existen técnicas pertinentes que se trabajan en consultorio en el área de Orientación Familiar que el Centro EDUCAVI te ofrece, es una terapia individual que diseña un plan de trabajo personalizado, buscando dar una guía a los padres de cómo superar esta situación.

AGRESIVO5 AGRESIVO4

Psicopedagogía y Lenguaje “Educavi”

Somos un grupo de profesionales en las aéreas de psicología,  psicopedagogía, comunicación humana y educación, dedicados al Asesoramiento con respecto al proceso de aprendizaje y sus diferentes problemáticas, ofreciéndole atención especializada en los problemas de aprendizaje, familiares, lenguaje y conducta de los niños adolescentes y adultos de una forma integral.

Estas son algunos de los servicios que ofrecemos.

Técnicas de estudio.

Orientación Familiar

Terapia Psicológica

Terapia de Lenguaje

 Terapia de Aprendizaje (Concentración, Atención y Memoria)

Problemas de Conducta.

Orientación Vocacional

Nutrición niños,adolescentes y adultos.

 

A %d blogueros les gusta esto: